Skip to content

Ausencia

septiembre 21, 2010

A empty house is not a home by Fotogravirus @Flickr

Hace casi un mes que no hablamos, fue sencillo, aún hoy lo creo… aunque si lo pienso demasiado empiezo a dudarlo. Alguna de esas veces mientras conducías a mi lado pensaba: en cuestión de semanas nos hemos convertido en una especie de matrimonio viejo, de actos predecibles, de las misma rutina, los mismos gestos y los mismos mimos… y por eso nos aburrimos tan rápido. Pero también por eso me queda esta costumbre de ti, a veces como que un poco, sí, empiezo a extrañarte.

Es la sombra que vino a dejarme tu ausencia.

Todo terminó con una llamada donde prometímos ¿qué prometimos?… ah sí hacernos de un tiempo para encontrarnos, así como dos extraños que intercambian sus datos llenos de promesas que jamás han de cumplirse. De alguna forma me incomoda que tengo algo tuyo, pero me tranquiliza que creo que no te dejé nada mio. Y aunque sé, (porque estoy muy segura de ello) que esto es lo mejor, que así las cosas, es como debieron quedarse siempre… no me gusta abandonar, no me gusta dejar círculos abiertos; sin embargo, tu siempre me trajiste dudas y ya no encontraba para dónde hacerme.

Bueno, no me hagas caso, estoy medio “chipil”… se que esto es lo mejor, es lo que quería, aunque las mareas parezcan revueltas inevitablemente habrá de llegar la calma. Te conformas si te digo un “hasta luego”, sé que no nos veremos pero quizá de algún modo volvamos a toparnos.

Carla Morrison – Esta soledad

Anuncios

Journal

septiembre 9, 2010

Regina Spektor Journal Flat by Lee | Quoteskine @Flickr

Don’t get any big ideas, they’re not gonna happen”… Radiohead

Llevar un diario es una labor que aunque quizá sea considera “romántica” por muchos, tiene poco que ver con el romanticismo en verdad. Yo lo califico como un acto atemorizante pero necesario. Un verdadero diario contiene los pensamientos más intímos y profundos del ser, no es un simple anecdotario (o al menos, para mi no lo es).

Es un acto que exige la desnudez absoluta y tener el valor de en esa desnudez mirarte en un espejo. En pocas palabras no es fácil.

Hace 14 años que empecé a escribir un “diario” (o varios) y aunque el ejercicio comenzó como un sencillo recuento de los días y de mis vivencias, contiene en esencia el rastro de mi crecimiento, físico, espiritual y sobre todo mental.Es la huella fiel que ha dejado el tiempo (mi tiempo) a su paso (mi paso). Esta lleno de mis tristezas y fracasos, pero también coloreado con mis alegrías y éxitos; al final ha permutado y ahora es una suerte de compilatorio de confesiones, reflexiones, guiños, consejos, recetas y pases mágicos dichos de mi para mi.

Llevarlo durante todo este tiempo (sin contar el largo break que me tomé) me ha ayudado en incontables ocasiones, ha sido como la tablita que me mantiene a flote y también la piedra que me devuelve los pies a la tierra o como la infusión que me regresa a lo zen. Sí, me ha permitido muchas veces decirme aquello que no me atrevo a contarle a nadie más, a desenredar la maraña que pueden significar mis pensamientos, ponerme orden y desde luego a aplacar los ímpetus (mío, pues).

Entre esas líneas me soy tan fiel y tan transparente como sólamente se puede ser con uno. Porque al mundo se le puede poner la mejor cara y engañarlo con triquiñuelas; desde luego no hay peor cosa que intentar engañarse a si mismo, es el colmo, el caos, la desfachatez y un largo non-grato sin fin de etcéteras. Hay que tener valor para llevar ese recuento de memorias y pensamientos bajo la consigna de decirle/decirse aquello que a veces uno no puede o no quiere decir en voz alta, lo que uno intenta ignorar porque  [a veces] invariablemente le tememos a la verdad, al trasfondo.

¿De qué va este post/entrada?… pues, el asunto es que he vuelto a escribir[me] y me he topado con muchas verdades que me estaba queriendo ocultar, soy afortunada de poder lidiar y trabajar de esa forma con mis issues, de poder masticar de a poquito mis verdades y soy feliz con ello, aún cuando el miedo sea una constante de la honestidad brutal que ese compromiso implica.

Una rolers para las reflexiones:

Radiohead – Nude (1997 Remix) [Audio=http://toomuchhappiness.com/mp3/Radiohead_Nude%281997%29.mp3]

P.S. Les recomiendo ampliamente la galería en flickr de Lee | Quoteskine (foto arriba)

Manca.

agosto 25, 2010

Laptop Orchestra @ Wired Nextfest 2006 by nouQraz @flickr

Me siento como si estuviera mutilada… sí, es esta dependencia de los “tiempos modernos” la que me hace sentirme así, me confieso adicta a mi laptop, tan así que digo que es mi hija. En muchos sentidos es una extensión de mi, de mi mente, de mi vida, de mis sueños, de mi creatividad.

Yo no tuve la culpa de nacer así, porque sé que así nací: diseñadora gráfica, escritora de medio pelo por necesidad, exhibicionista por excelencia, remedo de fotógrafa costumbrista (de nuevo exhibicionista), melómana imposible.

No recuerdo hace cuanto que mi lap (mi negrita, como le digo de cariño) se descompuso fea y malamente, se quemo el disco duro y se le perdieron los archivos… la revivieron (más o menos)… luego Coso recuperó los archivos perdidos y le confié entonces una de mis posesiones más preciadas, pero no hemos podido ponerla a tono, digamos que sigue en una especie de coma inducido.

Al principio no tenía necesidad de ella, creí que me iba a sentar bien el “temporal” alejamiento, además quizá terminaría bastante desintoxicada de los vicios que conlleva la “portabilidad”; incluso como parte de nueva filosofía de vida, cuando me dijeron que no podrían rescatar la información, acepte el hecho con una resignación estóica. Sin embargo de un tiempo a la fecha, el vacío que ha dejado ese objeto en mi vida, se ha vuelto insoportable, me siento como si no tuviera una mano o el brazo, imposibilitada para hacer muchas cosas.

El simple hecho de postear menos, fue también una consecuencia directa. Cuando voy rumbo a casa a veces tengo la enorme necesidad de escribir sobre algo o alguien y por más que intento hacerlo en papel no puedo, esas ideas, esas historias, terminan en ningun lugar. Ayer justo quería hablar de la playa, de cuanto me gusta estar ahí, de cuantas cosas y cuantos recuerdos… pero ese post se ha ido, porque no pude darle forma, no tuve dónde escribirlo ni almacenarlo (ya no sirvo para las viejas formas de la vieja escuela).

En fin, extraño a mi negrita en ella esta registrada de muchas maneras mi vida y mi esencia. Contiene las memorias fotográficas, musicales y etc. de mi existencia, así como gran parte de mi vida laboral… y aunque esto suene a los tiempos de la post-modernidad, tenía que escribirlo, es lo que es.

Saudade y el sueño de dos noches de verano.

agosto 16, 2010

…o bien, un fin de semana dedicado al ocio, la contemplación y el recogimiento…


Fueron las premisas bajo las cuales organizamos un viajesito de fin de semana (2 noches, 2 días) a una casita en Morelos so pretexto de mi cumpleaños número 27. Fue un fin de semana, épico y memorable por lo  cuál agradezco infinito al petit comité que se dió cita para festejarme y consentirme como una verdadera reina

¿Por qué lo verdaderamente bueno no puede ser más duradero? Supongo que la esencia de eso es que aprendamos a valorar esos pequeños momentos que le dan sentido a la existencia. Yo creía que el aprendizaje solo llegaba con cosas menos placenteras, pero compartirte más de 24 horas con alguien también te deja demasiado que pensar, demasiado que sentir.

El regreso de este viaje fue extraño, experimenté plenamente aquello que los brasileños llaman “saudade” y me entregué a ese sentimiento mientras me dejaba llevar por los paisajes que la carretera me ofrecía de regreso a la ciudad. Mientras escuchaba música más de una vez tuve ganas de llorar, no propiamente de tristeza, sino por los recuerdos que este viaje me dejaba, me dejó. Por los momentos que pasé y que no se repetiran. Sentía el corazón hinchado de cariño, de agradecimiento y de no se cuantas cosas más, tan vasta era la mezcla de mis sentimientos que las palabras no me alcanzan para describirlo. Nunca había sentido melancolía tan grande, ni tan intensa.

El viaje me ha dejado sensible y susceptible a cosas que antes no había notado, me di cuenta de cuanto he crecido, sentí finalmente lo que estos 27 años han traido consigo y dejado a su paso. Sí, me descubrí mandona, egoísta, hedonista, sexy, lúdica, tímida, pudorosa e impúdica, amiga, confidente, complice, compañera y amante, pero sobretodo, me he descubierto muy ENAMORADA, de quien soy, de mis amigos y por supuesto (más que nunca) enamorada de la vida.

Hay ocasiones en que uno sabe que es lo que está sucediendo, pero con el “rush” de la rutina, de la velocidad de nuestra vida, decidimos ignorar aquellas pequeñas cosas que aunque quiza no son el acto principal de la obra que representamos, son el alpha y el omega de esta misma, son los pequeños detalles que la enriquecen o le dan al traste y encontrarse con uno mismo en medio de la dicha y decidir/[tener que] dejarla atrás para moverse a lo que sigue, para regresar a lo de todos los días resulta (y quién lo hubiera pensado) de lo más catártico.

Bienvenidos sean los 27, soy más yo que nunca.

Notas al margen:

______

  1. Saudade del latín solitas, soledad, es un vocablo empleado en portugués y también en la lengua gallega, que describe un profundo sentimiento de melancolía producto del recuerdo de una alegría ausente, y que se emplea para expresar una mezcla de sentimientos de amor, de pérdida, de distancia, de soledad, de vacío y de necesidad. Saudade es la sensación que permanece cuando aquello que una vez se tuvo, material o inmaterial, que en su momento permitía disfrutar alegría y euforia se ha perdido y se extraña y el hecho de recordarlo, tenerlo de nuevo o pensarlo, produce una sensación de volver a la vida. (vía Wikipedia)
  2. It might not be the right time
    I might not be the right one
    But there’s something about us I want to say
    Cause there’s something between us anyway
    [Something About Us by Daft Punk]
  3. La foto de arriba la tomé yo, mientras llovía en Yautepec como anunciando el final del maravilloso fin de semana.
  4. La rolita del post que no puede fallar “Common People by Pulp”.

Nueva Cara!

julio 23, 2010

Pues este blog, que pide a gritos ser re-abierto ahora tiene nueva cara.

En resumen: Hemos decidido regresar más enamorados que nunca (mi blog y yo) y en pronto habrá noticias.

Gracias!

Piloto

marzo 29, 2010

Una de las tantas definiciones que de piloto nos da la RAE es la siguiente:

6.  m. U. en aposición, indica que la cosa designada por el nombre que le precede funciona como modelo o con carácter experimental

Bueno, los invito a escuchar este nuevo “piloto” de un podcast viejo conocido de estos lares:

Piloto

(denle “clic” a donde dice “Piloto” arriba… ah! Recuerden dejar sus comments)

Moving back and forward

marzo 2, 2010

“Come on, come on drama
Come on draw, scratch and say it”

What New York used to be by The Kills

Tuve un lapsus ansioso muy gacho la semana pasada… bueno, para ser sincera esta semana aún quedan secuelas…

Es que a veces siento que voy en retroceso y hago todo lo posible por seguir este curso que me empuja hacia adelante, por crecer cada día, por entender de mejor forma lo que los días que suceden van dejando a su paso, por hacer lo menos doloroso este proceso que se llama “madurar” aceptando y entendiendo…

De alguna forma [en el fondo] pienso que todos tenemos [notese que hablo en plural por no referirme a mi misma] tantito del llamado “Síndrome de Peter Pan” y no queremos crecer. Porque a veces los cambios se dan de un jalón, de la nada ahi están y ya los tienes enfrente y quiubo¿?, de pronto ZAZ! ya ni te puedes mover y te caen de golpe.

Y es que hay veces que simplemente no tengo ganas de moverme, no tengo ganas de cambiar, no tengo ganas de madurar, ni de crecer, ni de entender, pero el proceso de vivir invariablemente aunque un@ no lo quiera te llevará a ese punto, por más que quieras vivir en “neverland” (nada que ver con Jackson†)  un día tienes que dejar de estar ahí, ¿qué no?.

Y bueno, entre ese y otros menesteres, quiza por aferrarme un tantito al pasado, a lo que era que de alguna forma sigo siendo me he vuelto a perforar el labio; y que quede claro que no solo por eso, también por el gusto y por el placer, por lo real que eso es, porque me gusta, porque se que me va muy bien, porque es rudo (y no cursi como el post pasado… jajajaja), porque me trauma que me haya durado tan poquito el gusto la primera vez y pues, porque hay cosas que uno siempre añora… da igual lo importante es que esa perforación mola!… y me veo definitivamente en el futuro con ella, porque cuando la veo siempre me cuestiono el futuro, así es esto del “backn’forward”.

Ah y una rolita para amenizar el mood, mi fetiche musical de la semana… y cuyo fragmento está encabezando este post.

The Kills – What New York used to be

[Audio=http://c.wrzuta.pl/wa9925/46a1d9ef0004563d487dd555/0/the%20kills%20-%20what%20new%20york%20used%20to%20be.mp3]